Créditos rápidos

5 preguntas que deberías hacerte si vas a solicitar un crédito online

Los créditos online, son esos nuevos productos financieros con crecimiento diario producto de su gran facilidad de trámite y rapidez de respuesta. Los créditos rápidos online, funcionan a través de entidades financieras privadas que dedican su capital a realizar préstamos vía online, bajo ciertos simples criterios de cumplimiento y requisitos.

Este tipo de créditos se originan como evolución a los medios tradicionales de obtención de créditos simplificando los trámites, minimizando el tiempo, sin una gran cantidad de requisitos y montos variados dependiendo de sus necesidades.

Los créditos forman parte de la economía de una sociedad, mantienen, fomentan y sostienen la solución a problemas económicos. Específicamente los créditos online nacen con el fundamento de satisfacer un mercado creciente tecnológico que les disgusta el papeleo, movilizarse a un local físico y tener que disponer mucho tiempo en trámites.

Está comprobado, que la generación de relevo y la que ya está en el campo laboral o moviendo la economía es tecnológica. Esto conlleva a que este tipo de productos crezcan en popularidad como no muchos lo esperaban pero la confianza en los medios digitales está aumentando.

Cada vez más entidades disponen de su capital para prestar el servicio, así como se unen más clientes. También hay que tener claro que para adquirir algún producto es muy importante conocerlo y por eso se dispone a presentar que son los créditos online.

Crédito Online

Son un producto financiero de préstamo que se tramita totalmente vía online, a través de entidades prestamistas online que funcionan con capital privado. No es necesario realizar papeleos, presentar avales, incluso es posible obtenerlos estando en ficheros de morosos. Cuentan con una cantidad de requisitos muy simples y el trámite puede tardar alrededor de 15 minutos mientras se completa el formulario y se realiza el depósito del dinero en la cuenta suministrada.

Requisitos para el Crédito Online.

Una de las preguntas más comunes es: ¿Cuáles son los requisitos? Es que muchos no logran creer que ese listado tan corto expuesto en distintos foros y plataformas online sea cierto. Aquí, ratificamos la lista de requisitos básicos para obtener un crédito online:

  • Ser mayor de edad. Esto es normal, para adquirir ciertas obligaciones es necesario cumplir con la mayoría de edad, algunas entidades lo estipula en 18 años, otras en 21 años. Este es un requisito clave.
  • Ser residente español. Probablemente existan entidades en otros países que disponen de este servicio pero acá presentamos las destinada a españoles. Es necesario para comprobar esto, que se cuente con DNI o NIE y este esté vigente.
  • Poseer correo electrónico y teléfono móvil. Si vas a solicitar productos online, siempre debes contar con correo electrónico, son el medio de comunicación establecido desde los inicios del internet y todavía se mantiene. Al igual que es necesario el teléfono móvil, pues por estas vías se comunican la situación de su crédito, es decir, aprobación, procesamiento y depósito. Así como las posteriores comunicaciones que la entidad crediticia pueda considerar que debe ser de su conocimiento.
  • Ser titular de una cuenta bancaria. Pues, esto es otra cosa clave. Y como se ha de entender, ya que esto funciona de forma online, debe realizarse el depósito del dinero a través de transferencias, por seguridad no se maneja efectivo directo. Sobre todo, que ahora mismo todo el que realice alguna actividad económica posee una cuenta bancaria. Así que si quiere optar por un préstamo, debe ser titular de una cuenta bancaria donde se depositara la cantidad solicitada.
  • Por último, un requisito que no debería escribirse pero aun así, hay que darle la importancia que merece. Esto es algo que siempre hay que considerar al solicitar un préstamo por cualquier vía, es la solvencia o la posibilidad de reembolso o devolución del préstamo. Esta claro, que si deseamos solicitar algún financiamiento a una entidad, se debe contar con la posibilidad real de devolución, pues aunque la entidad financiera no esté sacando del apuro que estemos de dinero se debe tomar esto con la responsabilidad que merece para su cumplimiento. Además de que esto, puede conllevar sanciones con las que no queremos lidiar.

Trámite

Otra gran duda, es la tramitación. ¿Es cierto lo que se dice? Si, es cierto. El tramite es completamente online y consta de unos simples pasos. Se debe seleccionar el producto que se desea adquirir y las condiciones, luego rellenar el formulario que se pone a su disposición donde se debe incluir la información que se requiera (información básica), luego de cargar todo, debe enviar la información y recibirá respuesta a través de los medios de comunicación proporcionados sobre la validación de sus datos y su préstamo.

Este proceso, no suele superar los 15 minutos y posterior a esto ya debemos recibir la transferencia de la cantidad que se haya solicitado en la cuenta bancaria indicada. Con la cantidad tan baja de requisitos, como se dijo anteriormente, el poder ser apto para que se adjudique el préstamo es bastante alto.

Características claves

Las características claves para este tipo de préstamos son:

  • Tramite totalmente online.
  • Pocos requisitos.
  • Para personas particulares que se encuentren en una situación de necesidad urgente-
  • Devolución de préstamo en tiempo variado dependiendo del producto.
  • No debe dar explicaciones sobre el motivo de solicitud o destino que vaya darle a los fondos adquiridos.
  • Proceso de aproximadamente 15 minutos.
  • No hay que realizar papeleo ni presentar aval.
  • Adecuado a cada persona, usualmente destinado a solución de situaciones puntuales.

5 preguntas que deberías hacerte si vas a solicitar un crédito online

  • La primera pregunta es: ¿Cuento con los requisitos? Seguro que si, son muy pocos pero es lo primero que hay que evaluar.
  • La segunda: ¿Cuánto realmente necesito? Siempre se recomienda solicitar la cantidad necesaria y no excederse, solicitar solo que se necesita.
  • Tercera: ¿Puedo reemplazarlo en el tiempo que seleccione? Hay que entender que esto requiere mucha responsabilidad y debemos adecuarnos a lo que realmente podamos hacer. Estimar correctamente el tiempo.
  • Cuarta: ¿Es una entidad crediticia reconocida? Existen muy buenas entidades recomendadas, ponemos a su disposición una gran cantidad de productos.
  • Quinta: ¿Conozco bien el producto que estoy seleccionando? Siempre trate de conocer los productos que adquiere. Revise el contrato, debe estar de acuerdo con todas las condiciones y seleccionar lo más adecuado.